Wednesday 21st November 2018,
Sobre4ruedas.com

El robo de rines está en ascenso

¡Cuidado con tus rines!
Si te los roban, reemplazarlos es muy caro y el seguro automotriz no los cubre.

Si has visto o conoces a alguien que ha sido víctima de encontrar su automóvil o camioneta montada en tabiques y le robaron los rines, seguramente llegaste a pensar “ojalá el seguro lo ayude y nunca me pase”.

Bueno pues teniendo en cuenta esa idea, nos dimos a la labor de investigar primero cuánto cuesta reponer los rines y llantas de un vehículo –comprendiendo el escenario antes mencionado- y llevándolo a una concesionaria (único lugar donde se pueden comprar legítimamente los rines originales). Mientras que al mismo tiempo ahondamos en saber si una aseguradora cubre los daños en este caso.

Para la primera parte de esta investigación se consideró una muestra de vehículos 2013 por segmento y por volumen de ventas –esto va representado por la preferencia del público por cierto modelo. No se comprende en ningún momento unidades de lujo porque los rines en sí son caros y no son representativos del mercado. Asimismo, de los automóviles escogidos, los rines cotizados fueron de las versiones más equipadas, los cuales son de aluminio (y por consecuencia los más añorados por los amantes de lo ajeno). Para contemplar el gasto se incluyó el importe del rin junto con el del neumático, con ello se tiene un precio completo por rueda.

Los resultados del estudio fueron sorprendentes. El vehículo compacto con rines más caros fue el Nissan Sentra, seguido del crossover Ford Escape y en subcompactos el SEAT Ibiza. De los modelos con rines más “económicos” fueron en primer lugar el Volkswagen Jetta, en segundo el Honda CR-V y en tercero el Suzuki Swift. A continuación el cuadro completo con precios en pesos.

Marca y modelo Segmento Medida de rin Precio por unidad Total por cuatro piezas
Ford Escape SUV/Crossover compacto R18″ $16,900 $67,600
Toyota RAV4 SUV/Crossover compacto R17″ $12,895 $51,580
Mitsubishi Outlander SUV/Crossover compacto R18″ $12,300 $49,200
Honda CR-V SUV/Crossover compacto R17″ $9,800 $39,200
Nissan Sentra Compacto R17″ $19,713 $78,852
Mazda 3 Compacto R17″ $12,750 $51,000
Chevrolet Cruze Compacto R17″ $11,939 $47,756
Ford Focus Compacto R16″ $11,345 $45,380
Volkswagen Jetta Compacto R17″ $7,371 $29,484
SEAT Ibiza Subcompacto R17″ $10,900 $43,600
Volkswagen Polo Subcompacto R15″ $10,500 $42,000
Ford Fiesta Subcompacto R15″ $8,200 $32,800
Suzuki Swift Subcompacto R16″ $7,643 $30,572

La otra parte de este sondeo fue conocer si las aseguradoras cubren en caso de robo de rines. Los resultados fueron impresionantes y prácticamente como la resolución de un rey, fue absoluta. Tanto Axa, como GNP, Quálitas y ABA Seguros (se escogió también una muestra por ser una amplia gama de compañías) no te respaldan en el caso de hurto de rines si tienes una cobertura amplia, sólo te ayudan en caso de robo total de la unidad. Las dos únicas opciones en que éstas pueden hacerlo, según nos comentaron, es sí puedes lograr que al momento de facturar tu unidad te desglosen el costo de los rines, esto les ayudará a valorar el precio de los mismos para ofrecerte un cargo extra dentro de la prima como su correspondiente deducible; la otra alternativa es si compraste unos nuevos rines -accesorios- para tu auto y se los vas a “montar” éstos pueden protegerse si tienes la factura. Aquí por igual la compañía hace su avalúo y te ofrecerá un pago adicional
para cubrirlos en caso de robo.

En conclusión con todo lo anterior te darás cuenta, que en caso del robo de los rines estás desprotegido y vulnerable en dos circunstancias principales:

1. El desembolso económico que tendrías que enfrentar por pagar unos nuevos rines es demasiado, por lo que sin temer a equivocarnos en las ruedas está 1/4 ó 1/3 del valor del vehículo. Como consecuencia se genera un gasto más fuerte por proteger los rines considerando un seguro, birlos de seguridad y hasta quizá encerrar tu vehículo en un lugar “seguro”. Y por otro lado, dependiendo de la situación económica, compras en una agencia las nuevas ruedas o acudes al mercado negro de refacciones, generando así el círculo vicioso del robo de autopartes.

2. A menos que seas una persona bien informada en todo y conoces hasta las letras chicas del contrato. Ignorarás que tu seguro no te cubre en caso del robo de rines, pasarás un mal rato tanto económico como de pérdida tiempo. Además nos gustaría agregar que si piensas que tu aseguradora te va ayudar a remolcar tu vehículo, con una grúa, a un lugar donde puedan instalarle ruedas nuevas, estás completamente equivocado; ya que según investigamos en casos de este tipo, también te dejan sólo y no te auxilian en caso de haber perdido las cuatro ruedas, sólo lo hacen si se robaron una sola.

Así que para evitar cualquier eventualidad ¡Cuida tus rines! Al máximo.

Te gustó este artículo? Compártelo!

Dinos lo que piensas